Uso de Drogas y Alcohol por Conductores de Camiones - <dictionary translation="&" stone>Shook & Stone</dictionary>
Necesario

Consumo de drogas y alcohol por parte de camioneros

Consumo de drogas y alcohol por parte de camioneros

Beber y conducir

Es bien sabido que conducir bajo los efectos (DUI) de alcohol o drogas aumenta en gran medida los riesgos de verse involucrado en un accidente de tránsito. Estar deteriorado puede afectar la coordinación muscular, el juicio y el tiempo de reacción, todas habilidades cruciales para cualquier persona al volante de un vehículo motorizado.

Cuando un conductor ebrio está al volante de un enorme camión comercial que puede pesar hasta 80.000 libras, los riesgos de causar daños a los conductores y peatones cercanos aumentan considerablemente.

Debido a que el consumo de drogas y alcohol presenta un peligro elevado en las vías públicas, el estado de Nevada y la Administración Federal de Seguridad de Autotransportes (FMCSA) hacen cumplir leyes y regulaciones estrictas dentro de la industria del transporte por carretera. Estos incluyen lo siguiente:

Límites inferiores de BAC

Los conductores de vehículos comerciales están sujetos a límites de contenido de alcohol en sangre (BAC) más bajos que otros conductores. Según la ley de Nevada, es ilegal que un conductor comercial opere un vehículo con un nivel de BAC de 0,04% o más. El límite legal para otros conductores es del 0,08%.

Fuente: Leyes de DUI - Departamento de Vehículos Motorizados de Nevada

Regulaciones federales

La Administración Federal de Seguridad de Autotransportes ha regulado durante mucho tiempo el uso de drogas y alcohol y las pruebas a los conductores que conducen camiones o autobuses comerciales. Estas regulaciones aclaran quién está sujeto a pruebas, cuándo se las prueba y en qué situaciones se las prueba. Los empleadores deben realizar pruebas a los conductores en determinadas situaciones, incluido el período previo al empleo, al azar durante todo el año y después de accidentes, entre otras situaciones.

Dar positivo en una prueba de drogas o registrar un BAC de 0,04% o más resultará en que el conductor del camión sea retirado inmediatamente de su servicio. Para ser reintegrados, deben completar un proceso exitoso de regreso al servicio y asesoramiento sobre abuso de sustancias. Negarse a una prueba de drogas o alcohol tendrá las mismas consecuencias. Los empleadores también tienen la responsabilidad de cumplir con las regulaciones de pruebas, registrar los resultados de las pruebas y educar a los conductores sobre la importancia de permanecer libres de drogas y alcohol.

El consumo de drogas por parte de camioneros tiene graves consecuencias.

Las consecuencias del consumo de drogas por parte de camioneros son graves y pueden incluir la posible pérdida de su licencia de conducir comercial, empleo e incluso procesamiento penal en algunos casos. El consumo de drogas y alcohol puede provocar un comportamiento errático en la carretera, lo que pone en riesgo a otros conductores. También aumenta la probabilidad de un accidente debido a problemas de juicio y tiempo de reacción.

Además de poner en riesgo a otros, los camioneros bajo la influencia de drogas o alcohol ponen en peligro sus propias vidas. El peso y el tamaño de un vehículo comercial hacen que sea muy difícil maniobrarlo y controlarlo incluso cuando el conductor no está incapacitado. Cuando un conductor de camión ebrio está en la carretera, los riesgos de sufrir un accidente u otras lesiones aumentan significativamente.

Rehabilitación de drogas y alcohol para conductores de camiones

En un esfuerzo por garantizar la seguridad de todos los conductores, los camioneros que luchan contra el abuso de sustancias deben buscar ayuda. Los centros de rehabilitación de drogas y alcohol ofrecen tratamiento especializado para quienes trabajan en la industria del transporte por carretera. Los programas de tratamiento suelen consistir en una combinación de asesoramiento, educación sobre los riesgos del abuso de sustancias y servicios de seguimiento, como la planificación de la prevención de recaídas.

La rehabilitación puede ayudar a los conductores de camiones comerciales a recuperarse del abuso de sustancias y la adicción, mientras desarrollan habilidades de afrontamiento más saludables para controlar el estrés y otros factores desencadenantes. El tratamiento profesional también los prepara para un regreso exitoso al trabajo, de modo que puedan continuar conduciendo de manera segura y sin riesgo de deterioro.

Los derechos de las víctimas perjudicadas

Las víctimas lesionadas en accidentes de camiones pueden tener derecho a presentar reclamos por lesiones personales para responsabilizar a los conductores de camiones culpables y/o a las compañías de camiones por los daños que causan. En Shook & Stone, nuestro equipo legal explora todas las circunstancias que rodean un accidente para probar la culpa y la responsabilidad. Esto incluye determinar si los conductores estaban intoxicados o incapacitados en el momento de un accidente y si tenían antecedentes de abuso de drogas o alcohol.

Si ha sido víctima de un accidente de camión en Las Vegas, podemos ayudarlo, llame a nuestro abogado de accidentes de camiones en Las Vegas para averiguar si tiene un caso. Llámenos al (702) 570-0000 o complete el formulario para una consulta gratuita.